Washington. Así celebraron la legalización del matrimonio homosexualIluminan la Casa Blanca con la bandera de los gays

Cuando la alcaldesa de Dayton, Ohio, dijo “los declaro marido y marido”, terminó la espera para una pareja en la ciudad, como ya está terminando para muchas otras en los estados que aún prohibían esas uniones, pero la oposición persiste.

Algunas parejas acudieron a obtener sus licencias y casarse el mismo viernes, horas después de que la Corte Suprema falló que las parejas gay podían casarse en cualquier estado, incluido los 14 que mantenían la prohibición. Los activistas que insisten en que el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer dijeron que seguirán defendiendo los derechos de los objetores religiosos y dando la batalla política. En esos estados, algunos funcionarios dijeron que necesitaban tiempo y asesoría legal para cumplir con el fallo, aprobado por cinco de los nueve magistrados del tribunal supremo.

“El derecho fundamental de los texanos a la libertad religiosa está protegido”, dijo el gobernador republicano de Texas, Greg Abbott. “Ningún texano está obligado por la decisión de la Corte Suprema a actuar en forma contraria a sus convicciones religiosas con respecto al matrimonio”. Los gobernadores de Louisiana y Mississippi también objetaron la sentencia de la corte.

“Aquí se trata de nuestras libertades religiosas y la persecución de quienes creen que las uniones de personas del mismo sexo están mal”, dijo Phil Burress, dirigente de la asociación Ciudadanos por los Valores Comunitarios en Cincinnati. “Ahora comenzarán las persecuciones”. El arzobispo católico de Cincinnati dijo que la corte desdeñó la voluntad de los votantes en Ohio y otros estados, además de desdeñar una concepción del matrimonio común a prácticamente todas las culturas hasta hace poco.

“Todas las naciones tienen leyes que limitan quiénes y en qué circunstancias pueden casarse”, dijo el arzobispo Dennis Schnurr en un comunicado. El fallo no abarca a las organizaciones religiosas y las iglesias como los bautistas del sur, los mormones y otras que se oponen al matrimonio gay pueden decidir si su clero oficiará en las ceremonias. La corte dio al bando perdedor tres semanas de plazo para pedir una reconsideración. Los 14 estados que habían prohibido el matrimonio gay son Alabama, Arkansas, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Georgia, Kentucky, Louisiana, Michigan, Mississippi, casi todo Missouri, Nebraska, Ohio, Tennessee y Texas.

Celebración mexicana

A bordo de carrozas, a pie, disfrazados o enarbolando coloridas banderas, miles de personas participaron este sábado en la marcha del orgullo gay en Ciudad de México y en la que se celebró un fallo judicial que abre la puerta a los matrimonios igualitarios en todo el país.

“¡Derechos iguales para lesbianas y homosexuales!”, reclama una pancarta que agita Iván Tagle, un fotógrafo de 26 años que encabeza la organización de la diversidad sexual YAAJ, una de las convocantes de esta marcha que cumple 37 años en México y que congregó a unas 5.000 personas, de acuerdo con cifras de la Policía capitalina.

La cita fue al mediodía para recorrer el turístico Paseo de la Reforma, donde abundaron las banderas del arcoíris y donde los manifestantes organizaron desfiles de llamativos disfraces, tocaron música o realizaron mítines políticos. “¡Los derechos no se votan, se garantizan! Rechazamos cualquier votación o referéndum sobre nuestros derechos”, gritó Tagle con micrófono en mano al criticar al líder izquierdista Andrés Manuel López Obrador y a su naciente partido, Morena, que se inclinan por realizar una consulta relativa al matrimonio igualitario.

Ciudad de México fue la primera ciudad en América Latina en contar con uniones legales de personas del mismo sexo tras aprobar en 2007 la llamada “sociedad de convivencia” y en 2010 el matrimonio. Solo dos estados (Coahuila y Quintana Roo) de los 31 restantes que conforman México han avalado el matrimonio gay y hay incluso algunos que pretendían endurecer sus leyes para impedirlo. Pero el 3 de junio pasado la Suprema Corte mexicana emitió un fallo que obliga a los jueces a conceder un recurso de amparo a las parejas homosexuales que deseen casarse, lo que de facto legaliza el matrimonio igualitario.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.